Conócete a ti mismo y conocerás los secretos del universo y los dioses

 

21 de febrero de 2008

Un tributo para Bhutto

Benazir Bhutto una voz incomoda
En un reportaje grabado un mes ante de su muerte esta valiente mujer ante la pregunta sobre los sospechosos de su anterior atentado respondio:Uno de ellos es una figura clave en Seguridad. Es un antiguo oficial del ejército, es alguien que tuvo negocios con Jeish-e-Mohammed una de las bandas de Maulana Azhar que estuvo en prisión en la India por decapitar a tres turistas británicos y tres turistas americanos; y, también tiene “negocios” con Omar Sheik el hombre que asesinó a Osama Bin Laden.



Benazir Bhutto - asesinada por los patócratas

La ex Primer Ministra Pakistaní Benazir Bhutto fue asesinada el martes 27 de diciembre de 2007 en Rawalpindi, ciudad ubicada cerca de Islamabad, la capital de Pakistán. Habiendo sobrevivido un intento de asesinato en octubre, hoy bajo la cubierta de "ataque suicida", a la Señora Bhutto le dispararon en el cuello y la cabeza desde corta distancia.

Coincidentemente (o no) hace casi 29 años su padre, Zulfikar Bhutto, también un ex primer ministro de Pakistán, fué colgado exactamente en la misma ciudad por el entonces dictador General Zia Ul-Haq. En el 2003, el supuesto cerebro del 11-S Khalid Shaikh Mohammed fue arrestado en Rawalpindi. La evidencia del involucramiento de Khalid venía en gran parte de las ahora destruidas cintas de tortura de la CIA. Pequeño mundo. Por eso no debería sorprender que, aunque separados por décadas, las muertes de Bhutto y su padre están, en el contexto de la guerra contra el terror dirigida por EEUU, inextricablemente unidos. Es suficiente decir que las huellas de los patócratas están por todas partes.


El Imperio Arrogante
Para entender de lleno las fuerzas que han moldeado nuestro mundo moderno y que lo han llevado al precipicio socio-económico sobre el que se encuentra actualmente, no podemos hablar de "EEUU" ni siquiera del "gobierno de EEUU" en términos de una única aislada nación y grupo de líderes políticos. EEUU es hoy un imperio ya bien establecido cuyos asientos de poder se extienden mas allá de Washington D.C. Con bases militares en al menos 121 de los 187 países del mundo y una huella económica de alcance global, "EEUU" es hoy un fenómeno mundial más que una sola nación occidental.

Zulfikar Bhutto

Como docenas de casos similares alrededor del mundo durante los últimos 100 años, el derrocamiento en 1977, y el asesinato 18 meses más tarde, del democráticamente elegido Zulfikar Bhutto no podrían haber pasado sin el apoyo del entonces gobierno de EEUU y la CIA. El ex secretario de estado y crítico abierto de la política exterior de EEUU, Ramsey Clark, se involucró directamente en el intento de conmutar la sentencia de Zulfikar Bhutto, aunque en última instancia, el General Zia le impidió que lo representase en el juicio. Clark apuntó directamente el involucramiento de la CIA:

"las similitudes en el montaje de los disturbios en Chile (donde la CIA ayudó a derrocar al presidente Salvador Allende en 1973) y en Pakistán (en 1977) son demasiado cercanas".


Geoestrategia

Hasta 1989 y la caída de la Unión Soviética, Pakistán se asentó en la frontera sur de Rusia y representó el único acceso de Rusia a las cálidas aguas comerciales del Golfo Pérsico. Desde un punto de vista estratégico y en el contexto de la "guerra fría", tenía perfecto sentido para el imperio intentar expandir su influencia global y al mismo tiempo propinar un significativo golpe económico a los rusos. Por eso, tanto Pakistán como su vecino Afganistán estaban firmemente en la mira del imperio.

El problema del imperio con Zulfikar Bhutto era de tipo ideológico. Él, como todo político verdaderamente humanitario, no se inclinaba a permitir que el pueblo pakistaní se volviera la carnada en la marcha implacable del imperio estadounidense. En un discurso en octubre de 1966 Bhutto proclamó: "El Islam es nuestra fe, la democracia es nuestra política, el socialismo nuestra economía. Todo el poder para la gente."

En términos de los designios del imperio en el Sur de Asia, (lo cual incluía el objetivo a largo plazo de establecer un falso "choque de civilizaciones" entre el Islam y el "Occidente Cristiano") a Bhutto no le podían permitir establecer un Pakistán mayormente secular y socialista, y simplemente se tuvo que ir. En efecto, durante los pasados 60 años, ningún espacio se le ha otorgado a ningún líder de una nación musulmana que no tenga una inclinación naturalmente fascista o esté preparado para inclinarse ante el imperio.


"Islamización"

Los representantes del imperio de EEUU le dieron entonces al general Zia el apoyo y las garantías necesarias para sentirse en confianza y forzar a Bhutto a irse y luego colgarlo por los cargos inventados de corrupción. Después prosiguió a establecer una ley islámica estricta y un código penal brutal. Zia cambió la pena por daño contra la propiedad de una multa o encarcelamiento (o ambos) a la amputación del brazo derecho del delincuente. Por robo, el precio era la mano derecha y el pie izquierdo del delincuente. Por adulterio la nueva pena era el azote (100 latigazos) tanto para hombres como mujeres si era soltero y si era casado, el culpable era apedreado hasta la muerte. Zia también promovió a oficiales militares en base a la devoción religiosa. El Corán y otro material religioso se volvió material de lectura compulsiva en los cursos de entrenamiento del ejército y de acuerdo a la periodista Kathy Gannon "La ideología islamista radical empezó a extenderse a los militares y la influencia de los grupos más extremos se introdujo en el ejército". La BBC también reconoció que las políticas de "islamización" autodeclaradas por Zia crearon una "cultura de la jihad" dentro de Pakistán que continúa hasta el presente. Y todo esto autorizado por "la más grande democracia sobre la tierra".

General Zia

El General Zia también creó decenas de miles de madrassas, o colegios de internado religiosos, las mismas a las que se refiere Donald Rumsfeld cuando dice:

"¿Estamos capturando, matando o disuadiendo más terroristas todos los días que los que las madrassas y clérigos radicales están reclutando, entrenando y desplegando contra nosotros?"

A partir de entonces, (1979-80) grandes cantidades de dólares estadounidenses empezaron a fluir hacia los cofres del buen general, y Zia era claramente consciente en su posición de mando. ¿Qué precio pagaría el imperio por su nación posicionada geo-estratégicamente? Cuando se le ofreción 400 millones de dólares de "ayuda" empacados por el presidente Jimmy Carter, Zia con una sonrisa sarcástica dijo "peanuts" [N. del T. cacahuete o maní en inglés, se usa para decir: "una miseria"] (Carter era granjero de dicho producto).

Derrocando la democracia

Finalmente, el imperio dedicó millones de dólares a Zia, con la condición de que use la mayor parte para financiar a un grupo de caudillos feudales conocidos como los talibanes cerca de la frontera con Afganistán. Afganistán recientemente había tomado un giro a lo peor de la misma manera que Pakistán durante la época de Bhutto. En 1973 el Dr. Mohammed Daoud había declarado una nueva República de Afganistán, expulsando al gobierno monárquico de Mohammed Zaher Shah en un golpe de estado sin sangre. Daoud era un conservador extremo y gobernó como dictador absoluto. En respuesta a la política opresiva del nuevo régimen, el Partido Democrático del Pueblo de Afganistán (PDPA) se formó, pero en 1978 Daoud ordenó el arresto de la cúpula entera del PDPA.

Las masas progresistas en Kabul vieron el arresto como un intento de aniquilar el PDPA, de la misma manera que la junta militar de Chile lo había hecho con los partidos de trabajadores en dicho país en 1973 (con apoyo de EEUU). Un levantamiento de los de más bajo rango del ejército liberó al popular líder del partido, Nur Mohammad Taraki. En un día, Daoud fué derrocado y se proclamó un gobierno revolucionario, encabezado por Taraki.

De acuerdo al propio archivo de la CIA en Afganistán:

Antes de la revolución, el 5% de los propietarios rurales de Afganistán eran dueños de más del 45% de la tierra arable. Un tercio del pueblo rural eran peones sin tierra, pequeños granjeros o arrendatarios. Deudas a los propietarios y a los prestamistas "eran una característica comunes en la vida rural". Un granjero endeudado daba la mitad de su cosecha de cada año al prestamista.

"Cuando el PDPA tomó el poder, rápidamente procedió a remover tanto la propiedad de tierra como las desigualdades y la usura". El decreto número seis de la revolución canceló las deudas hipotecarias de los peones agrícolas, arrendatarios y pequeños propietarios.

El régimen revolucionario erigió programas de alfabetización, especialmente para mujeres. Imprimió libros de texto en muchas lenguas -dari, pashtu, uzbeko, turco y baluchi. "El gobierno entrenó muchos más maestros, construyó escuelas adicionales y jardines de infantes, instituyó guarderías y orfanatos", dice el estudio del país.

Antes de la revolución, el nivel de analfabetismo había sido del 96.3% en Afganistán. El analfabetismo rural de ambos sexos era de 90.5%.

Para 1985 había un incremento de 80% de camas en hospitales. El gobierno inició unidades médicas móviles y brigadas de mujeres y jóvenes para ir al subdesarrollado interior del país y proveer de servicios médicos a los campesinos por vez primera.

Entre los primeros decretos del régimen revolucionario estaba el prohibir la compra de novias y dar a la mujeres libertad de elección en el casamiento. "Históricamente, las reglas de género y el estatus de las mujeres ha sido ligado a las relaciones de propiedad. Las mujeres y los niños tienden a ser asimilados dentro del concepto de propiedad y pertenecen a un hombre."

Antes de la revolución, una novia que no exhibía signos de virginidad en la noche de bodas podía ser asesinada por su padre y/o hermanos.Después de la revolución, mujeres jóvenes en las ciudades, donde la autoridad del nuevo gobierno era fuerte, podían sacarse el velo, andar libremente en público, ir a la escuela y tener un trabajo. Estaban organizadas en la Organización de Mujeres Democráticas de Afganistán, fundada en 1965 por la Dra. Anahita Ratebzada.

La revolución y el establecimiento del gobierno social bajo Taraki desafió el viejo orden islámico fundamentalista. Afganistán estaba siendo lentamente convertido en un país libertario y progresista con un gobierno algo secular que proveía derechos iguales para todos.

Entonces, como dije, Afganistán, había dado 'un giro a lo peor' desde el punto de vista del imperio, y ahora estaba siendo dirigido por un gobierno socialista, secular (léase 'comunista'). Algo debía hacerse. Entonces, la CIA empezó a armar un ejército de mercenarios, reclutando caudillos afganos feudales y sus sirvientes para una "guerra santa" contra los "comunistas", quienes habían liberado a "sus" mujeres y a "sus" campesinos.

Provocando a los comunistas

Pero el imperio siempre ha estado ansioso por maximizar sus logros, y junto a la corrección de la creciente 'aberración' política en Afganistán, estaba la chance de 'clavar' a los Comunistas.

Zbigniew Brzezinski sirvió como asesor de Seguridad Nacional para el Presidente Jimmy Carter desde 1977 a 1981. En una entrevista en "Le Nouvel Observateur" enero 15-21, 1998, p. 76, nos dice:

Brzezinski: De acuerdo a la versión oficial de la historia, la ayuda de la CIA a los Mujahadeen empezó en 1980, eso significa, después de la invasión armada de la Unión Soviética a Afganistán, el 24 de diciembre de 1979. Pero la realidad, muy herméticamente guardada hasta ahora, es completamente diferente: en efecto, fue el 3 de julio de 1979 que el Presidente Carter firmó la primera directiva para la ayuda secreta a los oponentes del régimen pro-soviético de Kabul. Y ese mismo día, escribí una nota al presidente en el cual le expliqué que en mi opinión esta ayuda iba a inducir la intervención militar soviética.

El "régimen pro-soviético" mencionado aquí era el gobierno socialista de Taraki que estaba defendiendo los derechos de las mujeres y la educación para todos.

Pregunta: A pesar del riesgo, usted era un defensor de esta acción encubierta. ¿Pero quizás usted mismo deseaba que los soviéticos entrasen en esta guerra y pensó en provocarla?

Brzezinski: No es tan así. No empujamos a los rusos a intervenir, pero sabíamos que incrementaríamos la probabilidad de que lo hicieran.

El hecho es que los rusos fueron seducidos a intervenir en Afganistán debido a la mencionada ayuda y el armamento que los EEUU le proveyeron a los caudillos feudales que intentaban derrocar al gobierno socialista de Taraki - el que había comenzado a reformar y abrir la sociedad afgana.

Pregunta: Cuando los soviéticos justificaron su intervención diciendo que intentaban luchar contra el involucramiento secreto de los Estados Unidos en Afganistán, la gente no les creyó. Sin embargo, hubo una base de verdad. ¿No se arrepiente de nada actualmente?

Brzezinski: ¿Arrepentirme de qué? Esa operación secreta fue una idea excelente. Tuvo el efecto de arrastrar a los rusos dentro de la trampa de Afganistán y ¿usted quiere que me arrepienta? El día que los soviéticos cruzaron la frontera, le escribí al presidente Carter, en substancia: Ahora tenemos la oportunidad de darle a la URSS su guerra de Vietnam. En efecto, por casi 10 años, Moscú tuvo que llevar adelante una guerra insostenible por el gobierno, un conflicto que trajo desmoralización y finalmente el quiebre del imperio soviético.

Pregunta: ¿Y tampoco se arrepiente de haber apoyado a los fundamentalistas islámicos, habiéndole dado armas y asesoramiento a futuros terroristas?

Brzezinski: ¿Qué es más importante para la historia del mundo?¿Los talibanes o el colapso del imperio soviético? ¿Algunos musulmanes revoltosos o la liberación de Europa Central y el fin de la guerra fría?

Entonces ahí lo tienes- El imperio estadounidense está actualmente envuelto en una interminable "guerra contra el terror" con "algunos musulmanes revoltosos" como oposición, los cuales el mismo imperio provocó.

Drogas para el mundo

Pero hay que considerar también los botines del imperio. Con la ayuda del presidente Zia, Afganistán fue considerado un país perfectamente apto para el cultivo del opio, los procedimientos por los cuales el imperio se valdría para impulsar su progreso al mismo tiempo que inundar ciertas poblaciones con narcóticos y meterse en una pequeña "ingeniería social" (los vecindarios negros de EE.UU. sería un caso).

El transporte encubierto de armas de la CIA fueron enviadas por el ejército pakistaní y la ISI a campos rebeldes en la provincia de la frontera noroeste cerca del límite con Afganistán. El gobernador de la provincia, Teniente General Fazle Haq, a quien el autor Alfredo McCoy llama "el más cercano confidente y el caudillo de guerrillas muhaheddin de facto" del Presidente Muhammad Zia ul Haq, permitió que cientos de refinerías de heroína se establecieran en su provincia. Empezando en 1982, los camiones del ejército pakistaní que transportaban las armas de la CIA desde Karachi (Pakistán) llegarían en la provincia de Haq y regresaban llenos de heroína, protegidos de la búsqueda policial por los papeles de la inteligencia pakistaní (ISI). Para 1982, Haq fue alistado por la Interpol como un narcotraficante internacional, por no mencionar un activo de la CIA. A pesar de empeorar su reputación, políticos de EE.UU. como el director de la CIA William Casey y el vicepresidente George W. H. Bush continuaron encontrándose con él cuando visitaron Pakistán. Entonces Haq pasó su dinero de la heroína a través del criminal Banco de Crédito y Comercio Internacional (BCCI). Un oficial estadounidense de alto rango luego dijo que Haq "era nuestro hombre... todos sabían que Haq también estaba manejando el comercio de drogas" y que "el BCCI estaba completamente involucrado".

Tanto la policía Europea como la Pakistaní protestaron diciendo que las investigaciones sobre el tráfico de heroína fueron "abortadas en el más alto nivel". En 1989, poco después que Benazir Bhutto asumiera el puesto como la nueva gobernante de Pakistán, la policía pakistaní arrestó a Haq y lo acusó de asesinato. Él era considerado un multibillonario pero por auel entonces fue acribillado a disparos y asesinado en 1991 antes de que pudiera ser juzgado. Inclusive el presidente Zia estaba implicado en el tráfico de drogas. En 1985, una investigación del gobierno de Noruega derivó en el arresto de un traficante de drogas pakistaní el cual resultó ser el administrador financiero personal del presidente Zia. Cuando se le arrestó, su maletín contenía los registros bancarios personales de Zia.

Ecos del 11-S

Washington gastó miles de millones de dólares cada año en el financiamiento de su guerra rusa, con el hijo de una prestigiosa familia saudita con cercanas relaciones con la familia real saudí, Osama Bin Laden, sirviendo como el testaferro de los caudillos (y el público occidental). Durante todo eso, al hombre del imperio, el General Zia se le dio la tarea de supervisar la distribución del dinero, armas y fabricación de heroína. Con los soviéticos derrotados, Afganistán bajo el control de los caudillos ultra-conservadores talibanes y Pakistán económicamente empobrecido bajo los dictadores militares apoyados por EE.UU., el imperio estadounidense se había provisto de un laboratorio por medio del cual manejar el escenario de la "amenaza del terror islámico" y un teatro sobre el cual hacer la guerra sobre eso.

Interesantemente, Zia murió en un misterioso accidente aéreo en agosto de 1988. Poco después de un tranquilo despegue, la torre de control perdió contacto con el avión con testigos reportando que estaba volando erráticamente. El avión luego se clavó de naríz antes de explotar por el impacto, matando al general Zia y otros varios altos mandos militares, así como tambien el embajador estadounidense en Pakistán, Arnold Raphel, y el general Herbert Wassom, agregado militar en Islamabad. Por muchas razones, no menos de que había mucha gente que quería ver a Zia muerto, es muy poco probable que lo de Zia haya sido un accidente. Varias teorías de conspiraciones han sido propuestas siendo la más interesante la que propone que el Mossad israelí tiró el avión abajo. Barbara Crossette quien fue jefe de la oficina del New York Times en el Sur de Asia desde 1988 a 1991 entrevistó al embajador estadounidense en India en 1988, John Gunther Dean.

Dean aseguraba que Israel quería impedir que Pakistán adquiriera armas nucleares e instó al congreso de EE.UU. a investigar el eje Israel-India. Como recompensa por decir lo que pensaba, Dean fue acusado de padecer un desequilibrao mental y fue enviado a Suiza por 6 semanas para "descansar" antes de que se le pidiera la renuncia. Sin embargo, lo más interesante de todo es el método usado para tirar el avión de Zia. El reporte oficial de Pakistán sobre la caída encontró rastros de químicos en los restos del avión, del cual una buena parte estaba enterrado en la tierra arenosa o dispersado alrededor del sitio del impacto. Aquellos químicos, segun dijeron los pakistaníes, eran fósforo, cloro, potasio, antimonio, y tetranitrato de pentaaeritritol. El fósforo fue específicamente encontrado en semillas de mangos y restos de pieles. Varias cajas de mangos habían sido introducidas en el avión antes del despegue y la fruta había sido roceada con un gas posiblemente fatal y debilitante. Khalid Hasan un analista pakistaní escribiendo en el periódico independiente "Friday Times" en 2004, dijo que era gas VX. El embajador Dean afirma que le dijeron en New Delhi que había gas VX en el avión. Aquellos que han leído nuestro libro 11-S: La Verdad Definitiva (911: The Ultimate Truth) entenderán inmediatamente por qué la sugerencia de que Israel estuvo involucrada en usar el gas fatal para tirar abajo un avión de pasajeros es particularmente intrigante.

Benazir

A la temprana edad de 24 años, Benazir Bhutto se encontró bajo arresto domiciliario por el arresto de su padre por el General Zia en 1977. A ella se le permitió abandonar Pakistán rumbo al Reino Unido en 1984 liderando el Partido del Pueblo Socialista de Pakistan de su padre (PPP) en el exilio. Ella se volvería la primera y más joven primer ministro femenina de Pakistán y de cualquier otra nación islámica cuando dirigió el gobierno desde 1988-1990 y nuevamente desde 1993-1996. En ambos casos fue expulsada por falsos cargos fabricados por la misma élite del Punjab y poderosas familias propietarias que se habían opuesto a su padre y le impidieron implementar las políticas reformistas y seculares, tan deseadas por la gente de Pakistán.

A lo largo de su carrera la joven y glamorosa Benazir se describió acertadamente a sí misma como refrescante en contraste con el establecimiento abrumadoramente dominado por hombres. En 1998 Benazir se fue en un exilio auto impuesto en Dubai, dónde permaneció hasta volver a Pakistán el 18 de octubre de 2007, después de alcanzar un entendimiento con el recurso de la CIA, el Presidente Musharraf, quien tomó el poder en el golpe militar de 1999. Bajo los términos del acuerdo con Musharraf se le concedió una anmistía y todas las acusaciones de corrupción (inventadas) se le retiraron. Desde que la orden de expulsión que pesaba sobre ella fue levantada, Benazir había estado haciendo una campaña feroz para el PPP y se esperaba que representase un serio desafío para el dictador instalado por la CIA, Musharraf, en las venideras elecciones generales.

El 18 de octubre del 2007, mientras estaba en ruta hacia Karachi, hubieron dos explosiones poco después de que Bhutto había atterrizado y dejado el aeropuerto internacional Jinnah. Ella no resultó herida, pero las explosiones, posteriormente atribuídas a un ataque suicida, mataron a 136 personas e hirieron a 450. A pesar de la amenaza evidente a su vida, Benazir se mantuvo fiel a su creencia que el liderazgo político se define por el servicio a la gente ordinaria de este mundo. Como tal, ella insistió en continuar viajando a reuniones públicas alrededor del país. Había declarado recientemente:

"Decidí no estar atrapada en mi país, como una virtual prisionera", había escrito. "Fuí a mi villa ancestral de Larkana a orar a la tumba de mi padre. Por todos lados, la gente se juntaba a mi alrededor con una alegría frenética. Me sentí honrada por su amor y confianza."

Pero en un mundo tal como el nuestro, el amor y la confianza están siendo asediados desde todos los costados por una oscuridad que busca extinguir violentamente todos los ideales nobles, y desde una perspectiva podríamos decir que la valentía de Benazir fue obstinada. Desde otra perspectiva, sin embargo, es posible que su sacrificio encenderá en millones de personas un justo enojo que podría frustar la oscuridad que amenaza con envolvernos a todos. Hay una cosa que seguramente podemos decir, y eso es que Benazir enfrentó la amenaza psicopática de su propio futuro y el de toda la humanidad con los ojos abiertos. Poco despues del primer atentado contra su vida en Octubre ella dijo:

"Poco después, las autoridades me pidieron que no viaje en autos con vidrios polarizados - lo cual me protegería de la identificación por terroristas - o viajar con guardias privados. Empecé a sentir que la red estaba siendo ajustada a mi alrededor cuando la seguridad policial fuera de mi casa en Karachi fue reducida, inclusive cuando se me dijo que otros complots para asesinarme estaban a punto de ocurrir."

Al anunciar el líder del partido PPP su muerte, los pakistaníes supieron instantáneamente a quien mirar como culpables ya que estallaron con el grito de "Musharraf es un perro". No olvidemos quienes son sus amos.

Benazir Bhutto, murió un cordero de sacrificio pero tambien es una cruda advertencia de lo que nuestros líderes nos tienen reservado para todos nosotros. La línea de fondo es: despierten, antes de que sea demasiado tarde.


Barcelona: Acusan a los servicios secretos Paquistaníes de preparar un montaje. http://www.diagonalperiodico.net/spip.php?article5468

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada